• servicios
  • proyectos
  • Categoría: Blog

    Imprimir

    Ayuda a las personas a ser mejores en su trabajo.

    ¡¡CUMPLE CON TU RESPONSABILIDAD!!…Y TÚ CON LA TUYA.
    (HISTORIA BASADA EN HECHOS REALES)

    - ¡Vaya novedad, que la cosa esta muy difícil!; está difícil para todos, así que búscate la vida, no me importa como lo logres, pasa por encima de quien haga falta, pero cumple tus objetivos, ¡Cumple con tu responsabilidad! …que para eso te pagamos.

    Alfonso, Jefe de Ventas de la zona sur, salió de la sala de reuniones algo aturdido, dolido y por supuesto desmotivado. Un gran profesional del ámbito comercial estaba pasando por la dificultad de incumplir objetivos por lo duro que estaba el mercado y por la exigente presión de su director a quién su gente le importaba lo justo… lo justo para salvar su posición. La labor de Alfonso era constante y de esfuerzo entregado; los resultados no le acompañaban.

    - …y tú con la tuya, cumple tú con tu responsabilidad como director; cuida a tu gente, en vez de apretar y apretar -pensaba para sus adentros-. En su interior se repetía una y otra vez esta respuesta que su director nunca llegó a escuchar.

    Al día siguiente, volvió a la oficina con la mejor actitud que pudo, hizo lo que estaba a su alcance para reenfocarse en su labor, pero la perspectiva que tenía de todo ya era bastante negativa. Esto le mermaba su capacidad de empuje torpedeándole su actitud. Llegó a plantearse pasar por encima de sus compañeros y machacar al equipo a su cargo, como hacían con él, pero se dio cuenta que esto le generaría más tiranteces de las que ya tenía y sería peor por el mal ambiente que generaría. Perder el prestigio adquirido con los años, también le angustiaba. El día transcurrió sin pena ni gloria.

    Por la mañana del Miércoles, mientras estaba en un atasco, ojeó Twitter y le llamó la atención un tuit: “Cuando ayudas a las personas a ser mejores en su trabajo, te ayudas a ser mejor persona en tu trabajo”.

    - ¡¡Claro!! -dijo golpeando el salpicadero del coche con entusiasmo- liderar desde el ejemplo, es la clave. Esfuerzo y buen ambiente, éxito seguro.

    Al llegar a la oficina, convocó a sus delgados, responsables de área y comerciales, y les dio un único, nítido y claro mensaje:

    - “Quiero que además de vuestra profesionalidad y conocimiento del producto, que sé que es elevado, ofrezcáis lo mejor de vosotros como personas a cada uno de vuestros clientes o potenciales clientes. Cualquier cliente quiere un buen producto, y si además se lo ofrecemos con rectitud profesional, respetando los valores, con actitud positiva, demostrando que nos esforzamos en las dificultades, ofrecemos un trato de tú a tú, con sinceridad y llaneza, estoy convencido de que le vamos a dar la vuelta a la tortilla. Me comprometo a ayudaros a mejorar, os pido que me digáis en qué puedo mejorar y que así todos alcancemos los objetivos que tenemos fijados.

    Es posible que nos quedemos cerca de cumplir objetivos, pero también sé que es cuando más nos necesitamos unos a otros. Prefiero quedarnos en el 89% de cumplimiento y que estemos todos cohesionados, con buen ánimo y fe en lo que hacemos, que rompernos en pedazos y desfondados. Es más efectivo alcanzar un 100% en seriedad, confianza, rectitud, cercanía, rigor, lealtad, sentido de contribución mutua y respaldo, que apretar a nuestros clientes y quedarnos sin ellos por juego “sucio” y exceso de presión.

    Os pido que vendáis con vuestro ejemplo personal individual, que aportéis comportamientos positivos, palabras de ánimo, que invitéis a vuestros contactos a que se superen, a que busquen alternativas, a que se apoyen en vuestra experiencia, a que encuentren en vosotros referentes de comportamiento recto y con valores, y que además vean que sois tan humanos como ellos, con las mismas inquietudes y anhelos, y que finalmente lleváis el producto que necesitan. Os pido que envolváis vuestra capacidad profesional con esta forma de tratarles, ¡Veréis los resultados en breve!

    Cada uno hizo el ajuste interior que necesitaba y entre todos alcanzaron los objetivos fijados.

    La satisfacción que sentían les animaba a esforzarse más aún; habían entrado en una espiral virtuosa.


    Borja Milans del Bosch

    Socio fundador de Coaching360

    También publicada en Artículos | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , | Dejar un comentario
    jo_lifebusiness_logo1-e1403536269263

    Factores de éxito de una negociación.

    EL ARTE DEL BUEN NEGOCIADOR (II)

    Investigaciones recientes demuestran que el 95% de nuestros pensamientos y comportamientos se originan en un nivel subconsciente. Teniendo en cuenta esta afirmación, deducimos que en cualquier proceso de negociación, contar con conocimientos de la mente implica un valor añadido incalculable para quienes aspiran lograr un lugar de excelencia en lo que hacen.

    De alguna manera, todos sabemos que para permanecer y proyectarnos dentro de las pautas del mercado actual, cada vez más intempestivo y cambiante, ya no es suficiente contar únicamente con excelencia intelectual, capacidad técnica, don de gentes, paciencia, simpatía y una cara bonita para realizar un buen negocio o una buena negociación. Puede que ciertamente ayuden, pero sin más herramientas, es difícil que se consigan resultados que superen los estándares habituales.

    Tal es así, que las técnicas de negociación tradicionales nos preparan para utilizar las mejores prácticas en la relación que establecen dos o más personas respecto a un asunto determinado en el que se quiere llegar a un acuerdo. Aquí nadie habla del cerebro, ni de las emociones, ni del subconsciente involucrado en cualquiera las decisiones o el comportamiento de las partes y, el hecho de no contemplarlos, supone excluir “la lectura” de ese 95% clave en cualquier proceso de negociación; por ello también, son habituales algunas de las siguientes hipótesis situacionales:

    1. Empezar la negociación estupendamente, pero, ante una pauta del interlocutor -que consideras algo agresiva- te pones a la defensiva y ya no puedes salir de esa actitud; o frente a una situación en la que el otro defiende ciertas ventajas de la competencia, te sales de tu eje y comienzas a hacer un recorrido  indiscriminado de las “contras” de tu rival; o una actitud inesperada del otro, basta para que quedes desprovisto de argumentos y comiences a ceder más de la cuenta.

    2. Comenzar una negociación en la que el interlocutor es conocedor de lo que quiere. Todo parece fluir cordial y coherentemente, pero, tus argumentos (técnicamente correctos), no parecen ser suficientes y el otro asiente como si cada cosa que mencionas fuera una obviedad. Claramente no puedes convencerlo (o no sabes cómo) y a cierta altura, ya sabes que la negociación se volverá un círculo sin salida y que no llegará a nada.

    3. Cerrar una negociación, aunque en vez de estar ampliamente satisfecho, te quedas con “sabor a poco” y entiendes que el otro también está experimentando esa misma sensación. Te quedas preguntándote en qué momento has hecho, has dicho o has omitido algo que te dejó a mitad de camino de lo óptimo.

    ¿POR QUÉ CREES QUE OCURRE TODO ESTO?
    ¿Por qué parece que cursos, teorías y formaciones tradicionales de negociación si bien son correctas, resultan insuficientes? 

    Si revisamos, veremos que en las hipótesis, ninguno de los negociadores parece haber considerado componente alguno que tenga relación con ese altísimo 95% que hemos venido mencionando. En su defecto, lo que sí identificamos fue: más actitud que emocionalidad; más reacción que acción; más posición defensiva que autoconfianza; más resignación que persuasión; más bagaje argumental que argumentaciones de valor. Vale decir, una total falta de comprensión real de las necesidades del otro, y no porque no estuvieran, sino más bien por falta de herramientas de los negociadores para interpretarlas en beneficio de lograr el mejor acuerdo.

    Es aquí donde incorporamos como fundamental la Neurociencia, que específicamente estudia la estructura y funcionamiento del cerebro y que apunta a explicar la conducta, las reacciones y/o el proceso decisorio de las personas.

    Cabe mencionar además, que la neurociencia se ha convertido también en un pilar fundamental para la economía, el marketing y la psicología, entre otras tantas disciplinas.

    Ahora bien, si a cualquier proceso de negociación le incorporamos la neurociencia, estaremos en condiciones de aplicar todos esos conocimientos relacionados con el funcionamiento del cerebro, que nos permitirían acceder a todas las pautas de comportamiento y de las decisiones de quien/quienes tenemos enfrente.

    ENTONCES…

    ¿Qué supones que ocurriría si lograras entender al otro de manera profunda?

    ¿Cuánto más podrías persuadir, impactar y convencer si sabes leer el comportamiento y las necesidades del otro?

    ¿Cuánta tranquilidad y autoconfianza conseguirías si te sabes preparado (y abandonas el susto) por lo que vendrá?

    ¿Y si dejas de reaccionar?

    ¿Y si supieras cómo dirigir y cómo ganar tiempo argumentando fuertemente en aquello en lo que  el otro manifiesta interés?

    LA NEURO-NEGOCIACIÓN:
    DOMINIO + CLARIDAD MENTAL + CONTROL.

    A través del conocimiento del otro negociador y de nosotros mismos, buscamos cómo prepararnos para la negociación, cómo conducirla, cuáles son las razones del comportamiento de los negociadores y las claves para conseguir que el otro interlocutor  aumente el interés por el acuerdo ideal que queremos alcanzar.

    Entre otras cosas, el conocimiento sobre las técnicas de neuro-negociación, permitirá:

    Comprender los factores de éxito de una negociación y saber cómo buscarlos durante el proceso.

    Reconocer en qué tipo de negociación se encuentra (posicional, por intereses, o por negación) y aplicar los “trucos” adecuados en cada caso.

    Identificar la posición y los intereses propios y los del otro, y establecer el control y los límites sobre el manejo de la situación.

    Aprender a cómo plantear inteligentemente tus demandas evitando despertar resistencias en el la otra parte.

    Centrar los argumentos en lo importante y evitar el abordaje de lo irrelevante.

    Comprender las necesidades y las emociones reales del interlocutor nos da espacio para dirigir las argumentaciones propias a esas necesidades inconscientes.

    Prepárate para conseguir altos niveles de impacto, persuasión y resultados extraordinarios en todas tus negociaciones. Anímate a la Excelencia.

    También publicada en Artículos | Etiquetas: , , , , , , , | Dejar un comentario
    Logo.Isabel.Boix_.2012-e1384013799650

    PSE: Define el problema, encuentra la mejor solución.

    CADA DESAFÍO TIENE UNA MEJOR ALTERNATIVA.
    El Modelo Estratégico para encontrar la tuya.  

    Ya sea que has emprendido tu propio negocio, como si eres un franquiciado, o tienes a cargo la gerencia de una sucursal comercial, tu objetivo es siempre convertirte en el mejor en lo que haces y destacarte por servicio, producto y calidad de atención frente a tus competidores. Tu desafío es lograr que tus clientes te elijan y te recomienden, y te sigan eligiendo. 

    Y aunque eso no es “poca cosa” te encantaría además, tener una receta secreta para que todo el mundo te pregunte ¿cómo lo has conseguido?

    Pero claro, como la mayoría de las cosas en la vida, encontrar mejores alternativas para gestionar el negocio exitosamente, supone varios desafíos: pensar distinto, encontrar opciones viables y accesibles al presupuesto, que además contemplen una logística simple y por supuesto, que sean redituables dentro del plazo previsto. Ocurre también, que casi siempre acostumbramos a plantear desafíos de manera incorrecta y, con ello, nos autoimponemos un obstáculo (u otro problema), a la hora de encontrar una solución.

    Está claro que en un negocio que se dedica a la comercialización de productos y/o servicios, uno de los desafíos más comunes es pensar en cómo aumentar las ventas; y el error más grande es pensar que ya está todo inventado o que las soluciones que no funcionaron alguna vez, tampoco funcionarán ahora.

    Sé que es un reto complejo esto de abandonar los paradigmas creados a partir de las experiencias propias infructíferas y/o de las que absorbimos como propias, aún cuando corresponden a experiencias de terceros; sin embargo, es necesario soltar todos los pensamientos limitantes para poder encontrarnos con la mejor estrategia / solución.

    LIBERARNOS DE PENSAMIENTOS CONTAMINADOS
    PARA CREAR PENSAMIENTOS LIMPIOS…

    Sin prejuicios, sin preconceptos y sin cerrarnos a opciones que, aunque suenen inicialmente disparatadas, pueden ser un generador de otras ideas. Veamos algunos de los interrogantes que con una frecuencia inusitada, le quitan el sueño a más de un responsable de un local comercial:

    ¿Cómo aumentar las ventas?

    ¿Cómo hacer campañas más efectivas?

    ¿Cómo conseguir mayor efectividad en los vendedores?

    ¿Qué les hace falta para cerrar más negociaciones?

    ¿Cómo hacer más atractivo el producto y/o servicio sin grandes desembolsos de dinero?

    ¿Con qué puedo diferenciarme de la competencia (si no es con el producto y/o servicio)?

    Al final, si revisamos los interrogantes, podríamos deducir que todos ellos parten del desafío mayor que en este caso sería aumentar las ventas. Todos los demás interrogantes incluyen -de una forma u otra-, ideas sobre cómo cumplir ese objetivo principal. De esta manera, el abanico de soluciones disponibles terminará quedando acotado a las pseudo soluciones devenidas en el resto de interrogantes.

    Dicho todo esto, es posible que el negocio realmente necesite vendedores más efectivos, buscar nuevos canales de gestión o encontrar valores diferenciales respecto a la competencia, pero sería muy interesante entender que cada una de esas acciones debería ser el paso final de un proceso en el cuál, desde el desafío principal planteado, se han generado diversas alternativas y se ha sido elegido como la mejor de las disponibles.

    EL MODELO ESTRATÉGICO PARA:
    RECICLAR, CREAR O REDEFINIR IDEAS.

    El Problem Solving Estratégico (PSE) nos ayuda a adentrarnos en el desafío y ver con más claridad los entretelones del reto planteado.

    El primer paso será reconocer las limitaciones estrategias no eficientes, experiencias ajenas negativas, miedo infundado para asumir riesgos y/o la pérdida de confianza en las decisiones propias.

    Mediante la estrategia de cómo empeorar la situación de manera voluntaria, es posible analizar lo que se ha hecho hasta aquí y no ha funcionado para conseguir el objetivo. Esto nos llevará a redefinir el objetivo hasta conseguir que sea realista y realizable. Y es a partir de este punto que es posible empezar a crear, visualizar la meta de forma realista y rompiendo los límites internos para  ver el escenario más allá del problema.

    El cierre de la metodología plantea la confección de una lista de pasos concretos para pasar a la acción.

    BENEFICIOS DEL MODELO.

    Las sesiones para abordar el Modelo son altamente eficaces porque se pueden abordar más temáticas de manera concreta. Es la propia persona la protagonista de su autodescubrimiento y entre otras cosas, logrará:

    MEJORAR LA PERSPECTIVA
    Ampliar la visión más allá de lo obvio.

    REVISAR CREENCIAS LIMITANTES
    cuando ya no son funcionales y resolverlas o transformarlas.

    CAMBIAR Y ADAPTARSE
    a las circunstancias evaluando las mejores (y nuevas) opciones.

    TOMAR DECISIONES
    basadas en la autoconfianza.

    EMPODERAR TUS RECURSOS PERSONALES
    enfocados a lograr tus objetivos.

    También publicada en Artículos | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , | Dejar un comentario
    Natàlia-Calvet-e1401025242359

    Los hábitos determinan nuestro estilo de vida.

    CONVIERTE EN UN HÁBITO LO QUE TE HACE BIEN.

    Un hábito es un pensamiento o comportamiento -consciente o inconsciente- que se repite regularmente y que afecta positiva o negativamente nuestra vida. Dicen por ahí, que luego de veintiún días de repetir una conducta, ésta se vuelve hábito.

    Pero si realmente suena tan sencillo ¿por qué nos se nos vuelven cuesta arriba tantas cosas? Y casi siempre las mismas…

    “Cada día me pasa igual, me propongo que comeré de manera saludable y llega el mediodía y sólo tengo tiempo de comer un bocadillo delante del ordenador” “Estoy apuntada al gimnasio y después de 3 clases ya no he vuelto más” “Sé lo bien que me sienta ir a dormir temprano, pero cada día se me hacen las tantas” “Sé que me sobran unos quilos y cada 1 de enero perder peso está en mi lista de propósitos para el año” “Quiero tomarme las cosas con calma, estar tranquila y contenta, pero llegan los niños del colegio y a los 5 minutos ya estoy chillando”

    Todas y cada una de las expresiones mencionadas se han vuelto una común denominador en muchas de las conversaciones de todos nosotros. Unos por verse mejor, otros por motivos de salud, algunos por conseguir una vida más sana; todos, de una forma u otra, intentamos cuidarnos.

    Independientemente de la motivación de cada uno, el tema es que todos llevamos vidas desbordadas de agenda. Horarios de trabajo extensos, espacios familiares reducidos, compromisos, actividades, eventos, etc. 

    Siempre nos falta tiempo para algo que nos gustaría hacer y así, el objetivo de vernos y sentirnos mejor, en vez de una prioridad, es una asignatura pendiente y pospuesta indefinidamente, o hasta que empiecen los síntomas físicos de que algo anda mal, o hasta que nada en el guardarropa se ajuste a nuestras desmedidas.

    ¿Por qué nos cuesta tanto priorizarnos?
    ¿Cuánto más plenos nos haría vernos y sentirnos más sanos?
    ¿Cuánto más podríamos rendir si dentro de nuestra rutina diaria incorporáramos cambios?

    LOS HÁBITOS DETERMINAN NUESTRO ESTILO DE VIDA.

    Y todos queremos un estilo de vida sano, no sólo para vernos mejor, sino para estar al cien por ciento y minimizar la aparición de enfermedades. Por ello, querer incorporar hábitos saludables es un muy buen comienzo.  

    Ahora bien, unos de los errores principales es que la mayoría queremos ver los cambios inmediatamente y al efecto nos auto-exigimos desproporcionadamente.Pasamos del nada al todo y eso, además de hacernos caer en la frustración, nos hace abandonar aquellas pocas conductas saludables que estuvimos casi a punto de convertirlas en un hábito.

    Todo comienza cuando lo decidimos, pero los resultados no ocurren a partir de esa decisión. Quiero decir que:

    Si empezamos la dieta el lunes, el martes no notaremos la diferencia.

    Si comenzamos cualquier actividad física, no podemos esperar el impacto la primera semana.

    Si dejamos de fumar un día cualquiera, necesitaremos un tiempo para que “no fumar” se convierta en un hábito. 

    Es cierto que en todos los casos notaremos diferencias rápidamente, pero si lo ponderamos según el objetivo final: bajar diez kilos, entrenar para estar en forma o dejar de fumar definitivamente, terminaremos claudicando rápidamente. Por ejemplo, la actividad física, al principio, puede resultar algo tedioso, nos costará seguir un ritmo, todo parecerá un poco dificultoso y terminaremos exhaustos.

    Además, si ya lo hemos intentando varias veces por nuestra cuenta y no nos ha funcionado, (porque aún teniendo idea de “cómo”, no logramos implementarlo en nuestra rutina, o porque no tenemos idea de cómo y necesitamos ponernos con el desafío seriamente), debemos considerar ponernos en manos especialistas y dejar de caer en métodos que proclaman efectos mágicos. 

    PESO SANO, VIDA SANA.
    WELLNESS COACHING. HÁBITOS SALUDABLES.

    El wellness coaching es una especialización del coaching centrada específicamente en nuestra salud y bienestar que nos ayuda a adoptar conductas saludables, a incorporarlas de forma natural y gradual en nuestra cotidianeidad y a convertirlas finalmente, en hábitos saludables.

    Este programa de acompañamiento, guiado por Natàlia Calvet -Wellness Coach- y con la intervención de una dietista-nutricionista te ayudan, entre otras cosas a:

    • Definir tu concepto de bienestar y salud.
    • Crear un plan detallado, personalizado y a tu medida para que puedas conseguirlo.
    • Diseñar una dieta saludable y funcional a tus necesidades y objetivos.
    • Incorporar cada conducta para que sea parte de tu rutina.
    • Mejorar tu salud física, mental y emocional.
    • Aumentar tu auto-conocimiento y auto-confianza.
    • Sentirte saludable, vital y feliz.

    Por supuesto que habrá objetivos que plantear y cumplir en áreas como la alimentación, ejercicio, descanso, gestión de las emociones, tabaco, stress, peso, etc. Cada logro, siempre es un pequeño motor para continuar y llegar allí donde quieres.

    Somos lo que hacemos día a día. De modo que la excelencia no es un acto, sino un hábito. Aristóteles.

    También publicada en Artículos | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , | Dejar un comentario
    cola2

    La Grafología: una herramienta de gran valor añadido.

    ¿QUÉ DICE TU LETRA SOBRE TI? ¿Y SOBRE LOS DEMÁS?

    La escritura es el relieve visible del pensamiento.
    Hipólito Michón (Fundador de la Sociedad de Grafología de París)

    Reconocida como ciencia desde 1871, es una técnica que analiza la escritura, con el fin de describir diferentes aspectos de la personalidad de un individuo.

    El temperamento de las personas se expresa con todo el cuerpo y también en la escritura. Por esta razón, la Grafología es un recurso extraordinario para conocernos mejor y para conocer mejor a las personas con las que nos relacionamos.

    Cada letra es diferente. Cada una tiene sus peculiaridades, e incluso una misma persona presenta diferencias en su escritura y va cambiando porque evoluciona, cambia su personalidad, su carácter, sus temores, sus ansiedades, etc. Estos rasgos son revelados a través de la escritura y generan trazos diferentes en cada uno, son reflejos que muestran nuestra conducta y comportamiento y quedan en evidencia por el tamaño, el orden, la velocidad, la presión, la forma, la cohesión, la inclinación y la dirección, entre otras.

    UNA HERRAMIENTA NOBLE, SENCILLA Y PRÁCTICA.

    Veamos un poco cuáles son las ventajas que la Grafología tiene sobre otras técnicas de evaluación.

    –> Revela aspectos destacables de la personalidad.

    Por medio de la interpretación de la escritura es posible acceder a:

    -Características intelectuales: agilidad mental, capacidad de síntesis, claridad de ideas, intuición, creatividad, tipos de inteligencia: teórica o práctica, etc.

    -Aptitudes para el estudio y el trabajo: grado de orden, detallismo, concentración, puntualidad, capacidad de organización, eficiencia, dinamismo, motivaciones, honestidad, dotes de mando, iniciativa, decisión, nivel de aspiraciones, voluntad, persistencia, etc.

    -Su sociabilidad: la forma en la que se relaciona con los demás, si predominan sus sentimientos o su razón, su versatilidad para adaptarse a los distintos ambientes y situaciones, qué tipo de pensamiento tiene: si dice lo que piensa, si es diplomático o si resulta precipitado, etc.

    -Su energía interna: su gestión emocional, temperamento, autocontrol, autoconfianza, madurez, autoestima, sus niveles de agresividad y sus formas de canalización, entre otras.

    –> Basada en la NO manipulación.

    Aunque muchos podrían pensar que la letra se puede cambiar, no es así dado que los gestos tipos se conservan inalterables. Se trata de un acto en el que intervienen varios sistemas sensoriales y motores. La Grafología es por lo tanto, una técnica de máxima fiabilidad que NO permite la manipulación ni en su ejecución, ni en sus resultados.

    –> Facilidad de aplicación y resultados inmediatos.

    Diez o quince líneas, independientemente del contenido y la firma son suficientes para analizar cómo se expresa el inconsciente a través de la escritura.

    ¿Por qué crees, por ejemplo, que adjunto a los CV los profesionales de selección exigen una carta de presentación manuscrita? Es que un CV se puede exagerar, incluso mentir; pero tu letra no miente, no exagera y, como hemos visto, tampoco es posible manipularla para que invente cosas de ti que NO SON.

    ¿EN QUÉ PROCESOS ES UNA TÉCNICA DE GRAN APORTE?

    La Grafología permite profundizar en la personalidad propia y de terceros. En consecuencia, es una herramienta de gran valor añadido para todos aquellos profesionales que trabajen EN y POR la evaluación, el crecimiento y desarrollo de personas.

    -En el ámbito Educativo: para procesos de orientación vocacional; para la detección de problemáticas de aprendizaje (conflictos familiares o relacionados con la adaptación al medio o relación con los padres y maestros); para la identificación de elementos limitadores académicos (dificultades de memoria, concentración – dispersión, etc.).

    -En el ámbito Empresarial: para detectar la idoneidad de un candidato en cualquier nivel de la empresa. En procesos de selección y desarrollo de personal, adecuación persona – puesto, cohesión de equipos, detección de talentos e incluso resolución de conflictos, entre otros.

    -En el ámbito de la Psicología: funciona como un test proyectivo para diagnóstico con múltiples aplicaciones, entre otras, permite analizar la compatibilidad de caracteres entre parejas, etc.

    -En el ámbito del Coaching: permite al coach conocer fortalezas y áreas de mejora, recursos, cualidades conscientes o inconscientes de los que dispone/n la/s persona/s. También permite identificar aquellos aspectos que son más resistentes a los cambios y los motivos que existen detrás de esta dificultad.

    Y, por supuesto, en cualquier otro ámbito profesional en cuya actividad sea clave la interacción con las personas. El campo jurídico, de la salud, e incluso el ámbito privado, para mejorar relaciones de pareja o de padres e hijos, son otros tantos buenos ejemplos.

    DIPLOMADO INTERNACIONAL EN GRAFOLOGÍA.

    Es la propuesta de la Consultoría Estratégica Integrando Excelencia para la formación de profesionales en esta materia y en tiempo récord, que además de contar con el aval de la Sociedad Española de Grafología y la Certificación en Calidad de Bureau Veritas, es acreditada por IRYDE como programa de desarrollo humano y profesional, según los criterios de calidad y rigor científico de esta institución.

    Elige enriquecer tu valía profesional. Elige marcar la diferencia.

    También publicada en Artículos | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , | Dejar un comentario
    PLAN42-e1393755236273

    Obtén resultados eficaces. El éxito exige planificación.

    ¿OSTENTAS DE SER PRODUCTIVO O DE ESTAR OCUPADO?

    “Planificar no significa saber qué decisión voy a tomar mañana, sino qué decisión debo tomar hoy para conseguir lo que quiero mañana.” Peter Drucker.

    Para tener éxito, hay que ser productivo. No hay otra alternativa. El tiempo es el que es, transcurre y no es infinito, no se puede recuperar, ni reciclar, ni estirar. Sin embargo, muchos de nosotros a menudo suplicamos (y hasta pagaríamos si fuera una posibilidad), por una o dos horas más por día.

    El secreto no está en requerir más tiempo para ser productivos, sino en la capacidad de organización y planificación. Y aunque no sea necesaria la definición de estos conceptos para tomar conciencia de que muchos somos representantes del caos absoluto, allá vamos: “La organización y planificación es la capacidad de fijar metas y prioridades a la hora de realizar una tarea o desarrollar un proyecto, conviniendo la acción, los plazos y los recursos que se deben utilizar”.

    Probablemente ahora, seamos conscientes de que hay algo que no estamos haciendo bien. Sobretodo si arrastramos una agenda más que desbordada de compromisos sin dirimir lo importante, de lo menos importante, de lo irrelevante, de lo relevante; esto nos hace estar ocupados, pero no necesariamente nos convierte en productivos.

    Estamos en todo y para todos. Haciendo un poco de malabares llegamos a cumplir y cada día repetimos lo mismo. Si algo no sale de acuerdo a lo previsto, si un acto escolar nos sorprende o un almuerzo se extiende más de lo habitual entramos en pánico porque significa posponer, re-planificar, reorganizar, nada que, como vimos, hagamos con extrema devoción. 

    Hacemos, aunque a veces eso signifique renunciar a tiempos de calidad o a actividades que realmente valen la pena. Es así que, mientras a todos nos resulta familiar y contundente el Principio de Pareto, nos ocupamos de olvidarlo casi como si fuera otra actividad a cumplimentar a lo largo del día. Recordémoslo…

    “El 80/20  que dice que el 20% de las acciones que hacemos logra el 80% de los resultados; mientras que el otro 80% restante logra el 20% de los efectos deseados”. Principio de Pareto.

    ¿SOMOS CREATIVOS PARA APROVECHAR EL TIEMPO?

    En el trabajo nos hemos convertido en una especie de superhéroes, producto de las exigencias, la multitarea, la incapacidad para delegar y la proliferación de la tecnología. Podemos estar en medio de una conversación telefónica al mismo tiempo que respondemos un correo, revisamos el presupuesto, espiamos la frase motivadora en nuestro escritorio y hacemos mímica a alguien más para que nos traiga un café con dos de azúcar y un poco de leche…

    ¿Estar ocupado es una excusa para evitar lo importante?. Ocupar el tiempo es fácil. El punto es con qué lo ocupamos. Si atendemos todo lo irrelevante, al final del día nos faltarán horas.

    Las reuniones semanales que tienes con tu equipo transcurren como una especie de tradición; muchas veces hay conversaciones innecesarias, reiterativas en las cuales silencios son más frecuentes que el debate; muchos de los que están presentes están mentalmente ausentes, pensando en cómo llevarán adelante un proyecto o como resolverán la falta de presupuesto para llevarlo a cabo, o cuántas veces ha perdido el partido de tenis de los jueves…

    La capacidad de enfoque es determinante para nuestra productividad personal. Para multiplicar resultados de lo que se trata es de conseguir más haciendo menos. Y eso sólo es posible no haciendo cosas irrelevantes.

    Y como estos, miles de ejemplos que cada día nos enredan en un bucle robándonos la posibilidad de ser productivos. Incluso en el ejemplo más básico: cuando por fin te sientas en tu cómodo sofá a mirar una peli y cada diez minutos, sistemáticamente vas presionando pausa porque recuerdas, entre otras cosas, que no has llamado a tu amigo por su cumpleaños o no has preparado las mochilas de tus hijos para el cole…

    LA VIDA ES UNA CUESTIÓN DE PRIORIDADES.
    ¿SABES CUÁLES SON LAS TUYAS?

    Si no encuentras tiempo, es probable que en realidad lo que no tengas claro sean tus prioridades. El éxito exige planificación; no planificar es planificar perfectamente la manera de no llegar a ningún sitio.

    Los profesionales de Cambia el Cuento, te ayudarán a identificar tus prioridades y a orientar todos tus esfuerzos y recursos para convertirte en una persona altamente productiva. Entre otras cosas aprenderás a:

    • Soltar lo innecesario.
      Hacer de manera más inteligente.
    • Reconocer el potencial y los recursos personales.
      Disponerlos para lograr hacer más, con menos esfuerzos.
    • Identificar tus prioridades personales.
      Descubrir hacia dónde quieres ir y por qué.
    • Aprender a decir NO.
      Entender que elegir significa anteponer tus prioridades a las de los demás, siempre desde el respeto y la empatía. 
    • Entender que hacer algo intrascendente no le otorga carácter de importante. No vale la pena hacer bien, lo que no vale la pena hacer.
      Enfocarse en ser productivo en vez de estar ocupado.
    • Alcanzar la eficiencia es importante siempre que se aplique en una prioridad.
      No se trata de revisar lo que no requiere revisión.
    También publicada en Artículos | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | 2 Comentarios
    Untitled1

    Entrena tu mente para el alto rendimiento (sostenible).

    CONSIGUE UN ESTADO MENTAL ÓPTIMO Y ESTABLE.
    PROGRAMA DE ENTRENAMIENTO LINCE®

    Todos contamos con recursos personales propios que explorar y capitalizar en beneficio de obtener mejoras sustanciales en todos los ámbitos de nuestras vidas. Sin embargo, estamos tan metidos en la vorágine del día a día, que hacer o  intentar algo distinto o “fuera de guión” para muchos, significaría una catástrofe.

    Parece que en algún momento hemos decidido que no necesitamos explorar nuevos caminos. Vamos y venimos desde y hacia el mismo sitio cada vez. Vivimos en piloto automático y en vez de capitalizar las experiencias, actuamos por repetición y reflejo.

    Efectivamente, muchos de nosotros, ante una nueva consigna o un cambio de dirección nos quedamos paralizados, en blanco e impávidos porque no sabemos cómo pensar distinto, cómo ampliar el campo de las posibilidades, cómo cambiar la perspectiva. De esta forma, y una vez más, la ansiedad y la emoción empañan cualquier posibilidad de racionalizar situaciones atípicas y terminamos improvisando, reaccionando, poniendo el freno de mano y haciendo, arbitrariamente, aquello que creemos provocará menores daños colaterales.

    Estos imprevistos se han multiplicado en la cotidianeidad y por ende, también nuestras conductas reactivas.

    Nos cuesta concentrarnos en lo que pasa aquí y ahora. Perdemos energía y concentración cuando nuestra mente va y viene pendular y cíclicamente entre lo que ya pasó y lo que podría pasar, y en estas condiciones, no es posible lograr estados mentales estables u óptimos necesarios para lograr un alto rendimiento.

    Así es que poco a poco nos vamos familiarizando con prácticas ideadas para facilitar ese equilibrio tan necesario para afrontar las vicisitudes del día a día; sin embargo, muchas de ellas apuntan a un trabajo puntual de un área específica de las personas y no contemplan a las mismas en su completitud.

    Todo está conectado en nosotros. Todo en nosotros necesita coherencia.

    PROGRAMA DE ENTRENAMIENTO LINCE®.

    Y si hablamos de coherencia, podemos hablar de este programa porque desde esa premisa ha sido concebido; así nos lo cuenta África Martín, directora, creadora y formadora del Programa LINCE®

    Este programa de formación es una metodología innovadora, no sólo porque se basa en la integralidad del ser humano: cuerpo-cerebro-mente-emoción, sino porque además integra conocimientos y herramientas de probada efectividad como la neurociencia, el mindfulness, la psicología cognitiva, la psicología positiva, la inteligencia emocional y la sabiduría oriental. 

    Veamos las cinco áreas fundamentales sobre los que se desarrolla este entrenamiento y algunas de las técnicas utilizadas para conseguir resultados inmediatos, progresivos y sostenibles:

    1. LENGUAJE: lo que decimos define lo que pensamos.
    Vale decir, que si cambiamos lo que decimos estaremos cambiando lo que pensamos.

    • La psicología positiva se utiliza para promover pensamientos positivos y materializar el bienestar.
    • La sabiduría oriental para reducir la ansiedad y lograr ser conscientes y observadores de los propios pensamientos.

    2. IMAGINACIÓN: lo que imaginamos podría ser real.
    Si podemos ver, lo podemos hacer.

    • Visualización y creatividad para facilitar resolver situaciones y crear nuestro futuro.
    • Mindfulness para favorecer estados de relajación y creatividad.

    3. NEUROCOMUNICACIÓN: podemos lograr un estado óptimo y estable.

    • Técnica de gimnasia cerebral: Neurofeedback Neuroptimal para facilitar que el cerebro aprenda a optimizar sus recursos y a mantenerse en estados de calma, aún en situaciones de alta presión y complejidad.

    4. CREENCIAS: lo que creemos puede que ya no funcione.
    Las ideas instaladas como ciertas en el inconsciente pueden ser limitantes.

    • Técnica de cambio de creencias basada en la psicología y la kinesiología para integrar y facilitar nuevas pautas de pensamiento-sentimiento-acción.
    • Sabiduría oriental para abrir nuestra mente y lograr la aceptación de todas las posibilidades.

    5. EMOCIONES: integrar la razón y la emoción.

    • Inteligencia Emocional para comprender y gestionar el universo emocional que todo lo envuelve e integrar la razón y la emoción.
    • Mindfulness para acceder a un profundo conocimiento de la mente y lograr la reducción del estrés.
    • Sabiduría oriental para lograr el estado de neutralidad y ecuanimidad, independientemente de los resultados proyectados.

    LOS MÚLTIPLES BENEFICIOS DE LA FORMACIÓN.

    Alto rendimiento en primera persona. Con las técnicas aprendidas es posible explorar y aprovechar al máximo los recursos propios para conseguir un alto rendimiento personal y en la gestión específica de desempeño.

    Facilitación del cambio en terceras personas. El aprendizaje de esta metodología es idóneo para profesionales dedicados al desarrollo personal de otras personas y son adaptables a cualquier ámbito de aplicación (deporte, educación, salud, empresa, etc.).

    Valor curricular y calidad profesional. La certificación otorga un gran bagaje de conocimientos y herramientas prácticas que en escenarios de complejidad suman valor al perfil profesional.  

    Entrenador LINCE®. La certificación significa que podremos guiar a otras personas para que desarrollen todo su potencial y consigan un alto rendimiento en todos los ámbitos de sus vidas.

    El Alto Rendimiento no es hacer más, es hacer mejor. África Martín

    También publicada en Artículos | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | 2 Comentarios
    emanalogo-e1374668465412

    Una mirada inteligente para el saber hacer profesional.

    UNA MIRADA INTELIGENTE PARA EL SABER HACER PROFESIONAL.

    Es lógica la frustración de un consultor que se vio obligado a hacer el mismo trabajo varias veces en la misma área de la misma empresa. Es normal en un coach que trabajó con un equipo una y otra vez y los conflictos aparentemente resueltos emergían al tiempo. Es común también en un responsable de RRHH frente a la alta rotación de un área y  la consecuente y constante búsqueda de personal que ello implica.

    Intervenciones inocuas, soluciones cortoplacistas e inestabilidad y poco compromiso, producto de la rotación.

    Me pregunté si no todos estarían hablando de la misma organización, pero ciertamente, esta es una situación que suele reiterarse en muchas empresas, independientemente de su especialización, su cantidad de personal y su ubicación geográfica.

    Me pregunté también si estos profesionales contaban con herramientas para aplicar soluciones efectivas, definitivas y sostenibles, pero todas estas hipótesis hacían pensar que NO.

    Concluí entonces, en que cualquier profesional debería superar siempre sus estándares y adquirir conocimientos sólidos que sumen valor a su perfil y al ejercicio de su actividad.

    Si no queremos llegar siempre al mismo resultado, deberíamos cuanto menos, dejar de hacer siempre lo mismo.

    Pero veamos entonces el por qué de ese efecto placebo.

    ¿Acaso el consultor no focalizaba correctamente y/o se desconcentraba de lo importante?

    ¿Tal vez el coach se había encontrado con un equipo “imposible”?

    ¿Es posible que desde RRHH no hubiera tiempo de calidad para intervenir, ni actuaciones efectivas que sugerir?

    Tal vez, uno de los principales motivos tiene relación con que en todos los casos mencionados, el foco estuvo puesto en el equipo, el área o el departamento que exhibía el conflicto; sin embargo, nunca se consideró que todos ellos formaban y forman parte de un sistema organizacional VIVO en dónde todo está conectado entre sí, con su necesidad de completitud y orden interno. Cuando surge algún “ruido”, el sistema reacciona y se vuelve disfuncional, creando problemas para manifestar su insatisfacción.

    Desde la perspectiva sistémica esos problemas son soluciones. Veamos un poco más…

    ENFOQUE SISTÉMICO FENOMENOLÓGICO.

    La experiencia demuestra que cuando un conflicto se resuelve, no siempre se resuelve efectivamente; de hecho, no tardan en aparecer otras problemáticas -diferentes o similares- que no son ni más ni menos que otra manifestación que los sistemas encuentran para manifestar su descontento. Cuando aplicamos la perspectiva sistémica nos desconcentramos de ese “descontento” obvio que parece en principio, el aparente problema dentro de las dinámicas de la organización.

    ¿En qué manifestaciones podrían traducirse esos descontentos?

    • Exceso de competitividad.
    • Abuso de autoridad.
    • Bajo rendimiento.

    Estas crisis, rupturas que se dan en forma de conflicto emergen cuando el sistema está incompleto o se ve alterado su orden interno, porque NO se ha respetado:

    1. El origen. El nacimiento, el “de dónde viene” la empresa debe ser conocido y respetado por todos, más allá de la trayectoria y la evolución.

    2. Su historia. Conocer éxitos y fracasos, errores y aciertos. Todo fue necesario para construir lo que se es hoy. Es necesario honrar la historia.

    3. El sentido de la pertenencia. Todos y cada uno deben saber qué lugar ocupan y para qué. El formar parte, conocer y respetar la cadena de mando aumenta el compromiso con la visión y los valores conjuntos.

    ACTITUD. CONCIENCIA.VISIÓN.
    LA VERSIÓN PROFESIONAL COMPLETA.

    Un consultor, un coach o un responsable de RRHH conoce, comprende y puede sugerir acciones y soluciones para resolver un problema determinado; ahora bien, cualquier profesional que sume a su experiencia el aprendizaje de este enfoque sistémico desarrollará, fundamentalmente:

    1. La actitud sistémica. Actitud que no tiene relación con el saber hacer del profesional. El experto con actitud sistémica no trabaja sólo para una parte del sistema, sino que presta atención a todas, especialmente a aquellas que están excluidas. No juzga y está de acuerdo con TODO lo que se plantee, con todos los motivos y con todas las hipótesis. El consultor sistémico confía además, en que el sistema es capaz de encontrar sus propias soluciones.

    2. La conciencia. Cualquier profesional es una persona con miedos, juicios e ideologías, pero esta intervención requiere dejar todo ello, de la puerta para afuera. Debe tomar conciencia de quién es cuando entra a la organización y preservar una actitud abierta, perceptiva y flexible a lo que simplemente fluye y sucede a su alrededor. 

    3. La visión. El profesional sistémico considera que todas y cada una de las personas estén dentro del sistema y en el lugar correcto; además, observa si existe equilibrio entre TOMAR Y DAR entre los elementos del sistema y entre éste con otros sistemas. Cuando otros enfoques se detienen en el detalle, la visión sistémica busca siempre el TODO más grande (la repetición de patrones en otros niveles de la empresa o la reiteración de patrones en distintos tiempos del ciclo vital).

    En definitiva, la visión sistémica permite, a través de información relevante, encontrar (no buscar) la raíz del conflicto y resolver los desequilibrios de forma sólida.

    ——————————————————————–

    Certificación en Constelaciones Organizacionales
    y Coaching Sistémico. Bilbao 2014.
    www.emana.net

    También publicada en Artículos | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , | 1 Comentario
    Logo_positivo-e1365891684126

    La Motivación es Productividad.

    Respeto, esfuerzo, compromiso, colaboración, participación, iniciativa y diálogo son sólo algunos de los valores que directivos, mandos intermedios y responsables de RRHH exigen a sus equipos de trabajo. Sin embargo, son valores que no crecen de la nada; vale decir, es necesario promoverlos, fortalecerlos y predicarlos desde el ejemplo, cosa que pocos hacen y muchos esquivan.

    En pos de ello, otras muchas organizaciones contemplan livianamente el concepto motivacional y recurren a actividades por la sola voluntad de cumplir con la agenda y con la formalidad. Al efecto, promueven “la jornada feliz” o “happy day” en algunos casos involucrando alguna que otra actividad lúdica, aunque sin profundidad y con un efecto efímero que difícilmente se extienda al día siguiente.

    Y me pregunto entonces, ¿son esas verdaderas acciones motivacionales?

    Claramente NO. Salvo que, como mencionábamos, el objetivo único de la actividad sea cumplir la agenda, algo que sobre todo hoy, es un absurdo de aquellos directivos que transitan la era, la década o el lustro de la caducidad. De hecho, es una manera meramente necia de demostrar que del Capital Humano sólo importa el Capital. 

    No es tan complejo entenderlo. Ciertamente, cuando las personas experimentan la frustración en cualquier ámbito de sus vidas, se vuelven errantes e improductivas provocando un quiebre en su rendimiento muy difícil de revertir. Por ello, toda actividad motivacional debe ser considerada una inversión y como tal, debe ser evaluada minuciosamente.

    IMPACTO. ELOCUENCIA. EFECTIVIDAD. PERDURABILIDAD.

    Cuando te preguntes qué vivencia podría contemplar todas estas características, piensa en aquellas cuya dirección esté bajo la mirada limpia, sin preconceptos, sin dobles lecturas, sin la necesidad de juzgar o criticar y desprovistas de intencionalidad. Cuando hayas identificado que esto es lo que necesita tu gente, tu equipo y tu empresa, piensa en recurrir entonces a la magnífica experiencia motivacional con caballos.

    Aquí, algunas de las bases sobre las que transcurre la misma:

    Alto IMPACTO emocional. La majestuosidad de los caballos impacta y permite que fluyan la emoción sincera, aquella que no se puede ocultar. Él no nos conoce, no sabe de nosotros, no nos juzga.  

    Gran ELOCUENCIA en las metáforas y en el feedback (directo y honesto). Ellos son el espejo de lo que realmente somos, de nuestros más genuinos pensamientos y emociones fuera de toda máscara, y lejos de todo ego.

    Alta EFECTIVIDAD lograda a través de las dinámicas y de la interacción. Ideal para reforzar los valores esenciales que necesitan las personas como parte de un equipo en cualquier organización.

    Verdadera PERDURABILIDAD conseguida a través de la toma de conciencia de los participantes frente a la vivencia.  Porque tal y como afirma John Kotter: Sin emoción no hay cambio real.

    TALLER MOTIVACIONAL PARA EQUIPOS DE TRABAJO.

    El caballo ha tenido históricamente una noble relación con las personas. Tal vez por eso, cuentan con esa gran capacidad de reflejarnos: pueden percibir nuestros sentimientos e incongruencias y reaccionan conforme a ello.

    Además, lo hacen con una mirada auténtica, sin prejuicios, sin mentir, ni reflexionar y sin manipular con la finalidad única de mostrarnos directa y sencillamente cómo somos de verdad, en particular y en relación con los demás.

    Todo es producto de la interacción y cada situación es una metáfora de la realidad, salvo que aquí, no hay camuflaje que valga; otro motivo que hace que esta actividad sea además, una estimulación y un reto para un aprendizaje distinto, eficaz y contundente.

    El caballo simplemente nos facilita sentir, ver, asimilar e incorporar lo vivenciado; nos facilita la experimentación y por tanto, el aprendizaje. En definitiva, nos mueve a una profunda transformación y, entre otras cosas:

    1. Desarrolla mayor confianza.
    Se promueve la empatía y la coherencia entre los integrantes del equipo entre sí, y con el líder.

    2. Favorece el  compromiso.
    Todos se sienten involucrados como parte activa y responsable de las metas.

    3. Fomenta el sentido de la responsabilidad.
    Cada uno conoce su rol, su potencial y el alcance de su hacer.

    4. Promueve la motivación y la superación en su desempeño personal y grupal.
    A partir de tomar conciencia de los recursos propios, mejora la capacidad de gestión y fortalece los niveles de rendimiento.

    5. Mejora en la comunicación.
    Se crean espacios para el diálogo, el debate y la discusión basados en el respeto mutuo y la valoración de las opiniones.

    6. Agudiza el sentido de la colaboración.
    Todos son cooperativos para la consecución de una meta.

    Luis Lentijo es artífice y fundador de Leaders & Horses. Un conocedor del mundo equino y empresarial, que lo convierte en un auténtico intérprete del caballo como facilitador en cada una de las dinámicas desarrolladas durante el taller motivacional de equipos.

    También publicada en Artículos | Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , | 1 Comentario
    WP